IMPRESORAS 3D

IMPRESORAS 3D

Si estás en el negocio de desarrollar nuevos productos y necesitas mostrarlos a clientes, nada supera tener un prototipo: un modelo que puedes tocar, sostener y sentir. El único problema es que los modelos tardan años en fabricarse a mano y las máquinas que pueden hacer  los «prototipos rápidos» cuestan una fortuna (hasta medio millón de dólares).

Este espacio de mercado, ha sido perfecto para las impresoras 3D, que trabajan para construir modelos  capa por capa, a una fracción del costo.

Una impresora 3D típica es muy parecida a una impresora de inyección de tinta que funciona con una computadora.

La impresora, Construye un modelo 3D  capa por capa, desde la parte inferior hacia arriba, imprimiendo repetidamente sobre la misma área en un método conocido como modelado deposicional fusionado (FDM).

Los fabricantes de impresoras 3D afirman que la elaboración de prototipos  es hasta 10 veces más rápido que otros métodos y 5 veces más barato, por lo que ofrecen grandes ventajas para las personas que necesitan prototipos rápidos para sus presentaciones.

El lado negativo, es  el acabado de los modelos que se producen que generalmente es inferior a los producidos con máquinas especializadas de gama alta. La elección de materiales a menudo se limita a sólo uno o dos, los colores pueden ser crudos, y la textura puede no reflejar el acabado final  del producto muy bien. Entonces, los modelos hechos con impresoras 3D pueden ser mejores para una visualización inicial de nuevos productos.

 

¿Cómo funciona la impresión 3D?

Todo comienza con la creación de un diseño virtual del objeto que se desea crear. Este diseño l es, por ejemplo, con un archivo CAD (Computer Aided Design). Este archivo se crea utilizando una aplicación de modelado 3D o con un escáner 3D (para copiar un objeto existente).

 

Cuando tienes ya el  modelo, el siguiente paso es prepararlo para que sea imprimible en 3D.

Tendrás que preparar un modelo,  antes de que esté listo para ser impreso en 3D. Con un software especial que se encarga de dividir el modelo 3D en muchísimas capas horizontales, muchas veces dependiendo de la impresora que hayas adquirido, esta  trae su propio programa de preparación del modelo 3D.

Una vez que está listo el modelo, ya podemos imprimir nuestro prototipo, el archivo puede cargarse según la impresora vía USB, tarjeta SD o WIFI, luego la impresora leerá cada segmento en 2D y creara un objeto tridimensional

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies